Días de Noria

Coney Island Noria Cuatro a bordo

Coney Island, Brooklyn, Nueva York. La  Wonder Wheel , un viaje de cine.

La Navidad nos brinda la oportunidad de contar con un mirador de excepción: la noria. Son muchas las ciudades que para estas fechas se engalanan de luces y atracciones y es precisamente este clásico el que nos regala, más allá del buen rato a bordo, unas panorámicas increíbles. Otras ciudades sin embargo cuentan con ellas como atracción fija sabiendo que los turistas no van a renunciar a volar sobre la ciudad y disfrutar de perspectivas únicas. Todo ello sin olvidar a esas otras norias que han sido escenario literario o cinematográfico y que con los años se han convertido en un clásico irrenunciable.

A los Cuatro a bordo nos encanta subir a la noria, igual que a los teleféricos, y a lo largo y ancho de estos años llevamos unas cuantas. A bote pronto, inolvidables destacaríamos las de Londres y París, porque nos regalaron un rato impresionante. Son dos de esas norias que no debes perderte si visitas las dos capitales del turismo mundial.

London Eye viajar con niños

The London Eye es una atracción imprescindible si vas a Londres.

La noria de Londres nos impresionó nada más salir del metro y por contraste: acostumbrados a la silueta majestuosa de las Casas del Parlamento, descubrirla allí, como polizón moderno, impacta. Pero es cierto que luego se mimetiza con el paisaje. Y una vez en ella hasta te reconcilias con su intromisión: la panorámica de la ciudad sobre el río Támesis es maravillosa.

La noria de París, por otro lado, da mucho más de sí de lo que en un principio imaginas. Entre otras cosas porque no se promociona tanto como la de Londres como mirador y en un principio parece una noria más de feria veraniega o de Navidad. Hasta que subes a ella y descubres París desde las alturas, todo un regalo para los sentidos.

Noria París Viajar con niños

Mucho más que una noria, la de París es un paseo por los tejados de la ciudad de la luz

CHICAGO, VIENA Y NUEVA YORK

La decana de las norias nos impresionó cuando visitamos Chicago, la ciudad de los vientos. Reconstruida sobre la original de 1893 hoy reina en el Navy Pier, la zona de ocio por excelencia de la capital de Illinois para disfrutar en familia sobre el lago Michigan.

Navy Pier Chicago con niños

La de Chicago es la decana de las norias y el Navy Pier el lugar que tus hijos no van a querer abandonar nunca

Otra de las imperdibles si viajas a Nueva York es la noria de Coney Island. Un viaje en el tiempo con reminiscencias cinematográficas que te atrapará con ese aire decadente de los lugares que fueron un hito. Desde el Gran Gatsby a The Warriors o Big se pasearon por esta perla de Brooklyn, the Wonder Wheel, que fue testigo del nacimiento de los famosos perritos calientes.

Y para despedirnos, la noria del Tercer Hombre de Graham Greene. Aún recuerdo la emoción sublime cuando me monté en ella. La más antigua original en pie, desde 1897, conserva las cabinas originales de madera, al menos 15 de las 30 que sobrevivieron a la Segunda Guerra Mundial. Un imprescindible la Riesenrad que te hace sentir en un vagón de tren antiguo sobre las luces del Danubio en esa Viena imperial.

Norias todas ellas para no perderte si viajas a estos destinos, pero mientras tanto no te pierdas la más cercana que tengas y, a ser posible de día, te regalará unas vistas únicas de tu ciudad.

Felices vistas 😉

 

Marina IZQUIERDO

Anuncios

2 Respuestas a “Días de Noria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s